Saltar al contenido

Decálogo del buen vecino

octubre 22, 2020
Decálogo del buen vecino

Un buen vecino es aquel que respeta los derechos de los demás, el que no ofende y está en la capacidad de compartir conversaciones sin discutir, el que trata de ayudar a otras personas sin esperar nada a cambio, el que te recibe con alegría, el que respeta tu sueño y considera tu estado de ánimo.

El objetivo final es vivir en paz y armonía, y aunque eso no siempre es posible, al menos puedes hacer lo que sea necesario para evitar hostilidades y resentimientos duraderos.

1- Conoce el vecindario.

Después de una mudanza, hay tanto que hacer que a menudo dejamos para el final el conocer a los vecinos, y la mayoría de las veces, es algo que nunca hacemos.

Sin embargo, conocer a sus vecinos proporciona una comunidad más segura, en la que las personas se cuidan unas a otras. Además, podrías hacer amistades realmente sólidas y duraderas.

2- Cuida los espacios compartidos.

La democracia tiene un lugar y ese es el espacio público. Aquí la democracia y la sociedad se experimentan, se aprenden y se viven.

Los espacios públicos son todos los espacios sobre los que todas las personas tienen acceso a los bienes públicos. Son buenos porque nos ayudan a recrearnos más sin son plazas y jardines.

Buen vecino
Buen vecino
3- Evita ruidos molestos e innecesarios.

El ruido del vecindario, como el ruido de alarmas, equipos ruidosos y fiestas, puede ser muy molesto, hay que ser conscientes y tener consideración para no perturbar al vecino con los sonidos tan altos.

Las consecuencias del constante estruendo urbano se extienden más allá de la infancia. Numerosos estudios han relacionado la contaminación acústica con un aumento de la ansiedad, la depresión, la presión arterial alta, las enfermedades cardíacas y los accidentes cerebrovasculares.

Cuando alguien experimenta un ruido estresante, la amígdala, un área del cerebro que contribuye al procesamiento emocional, envía una señal de angustia al hipotálamo.

El hipotálamo envía una señal inmediata a las glándulas suprarrenales para que bombeen adrenalina al torrente sanguíneo, una medida evolutiva para reaccionar rápidamente en situaciones potencialmente mortales.

La adrenalina y otra hormona del estrés llamada cortisol provocan cambios fisiológicos, incluido un aumento en la frecuencia cardíaca y la presión arterial. Tu cuerpo reacciona tan rápido; a menudo no se puede decir que estos cambios sucedieron.

Pero la exposición crónica al ruido mantiene esta respuesta al estrés activada continuamente. Con el tiempo, comienza a desgastar el cuerpo y causa problemas de salud física y mental.

4- Enseña a los niños a convivir.

Hay que enseñar los valores a los niños, como respeto, bondad, cariño valores éticos y espirituales, tolerancia y lo jóvenes los ayudarán a fortalecer su identidad y pensamiento crítico, capacidad para tomar decisiones bien fundamentadas, respeto y trabajo con personas de otras culturas y religiones.

Así como fomentar sus responsabilidades individuales y colectivas en una comunidad global. Hay que inculcarles la ayuda a las personas mayores. Esto le permitirá ser un buen ciudadano respetuoso y agradable a los vecinos de su comunidad.

5- Vigila a tus mascotas.

Vigila a tu mascota mientras la sacas a pasear, colócale su cadena y pechera adecuada y no permitas que haga sus necesidades en medio de la caminera, recoge sus desechos, no la dejes hacer alboroto porque puede incomodar al vecino.

Mantenla limpia y sin mal olor, no dejes que rompa la basura ni haga desastre en los sitios públicos.

6- No estropees la estética de la comunidad.

La fachada de paredes, balcones y ventanas forman parte de una comunidad, hay que mantener la estética no colocándole papeles, pancartas ni ropas.

Mantén tu fachada pintada y limpia igual que las rejas y toldos para tener una comunidad armoniosa y agradable.

7- Quédate dispuesto a ayudar.

Evidentemente, no es obligatorio, pero nunca está de más ofrecerse a echar una mano a los vecinos. Siempre y cuando se pueda hay que estar dispuesto ayudar a una persona, recuerda hoy por ti, mañana por mí, uno no sabe cuándo necesita esa mano amiga.

Vecino
Vecino
8- Paga puntualmente los gastos comunes. 

Los gastos comunes hay que estar al día recuerda que eso es beneficio para la comunidad y para nosotros mismo, no te atrases en los pagos, se puntual recuerda para poder exigir hay que pagar.

9- Respeta la privacidad.

El respeto por la privacidad de las personas se trata de respetar a las personas. Si una persona tiene un deseo razonable de mantener algo en privado, es una falta de respeto ignorar los deseos de esa persona sin una razón convincente para hacerlo.

La privacidad protege nuestra información que no queremos que se comparta públicamente (como la salud o las finanzas personales). La privacidad ayuda a proteger nuestra seguridad física (si nuestros datos de ubicación en tiempo real son privados).

Se trata de respetar a las personas. Si una persona tiene un deseo razonable de mantener algo en privado, es una falta de respeto ignorar los deseos de esa persona sin una razón convincente para hacerlo.

A veces, los deseos de privacidad de las personas simplemente se dejan de lado debido a la opinión de que el daño al hacerlo es trivial. Incluso si esto no causa un daño importante, demuestra una falta de respeto por esa persona. En cierto sentido, está diciendo: Me preocupo por mis intereses, pero no me preocupo por los tuyos.

10- Saluda siempre.

Hay que saludar principalmente a los que no les saludan, dar ejemplo de respeto y amabilidad, dos posiciones fundamentales para crear un buen ambiente de trabajo.

El saludo revela muchos detalles sobre el carácter y la buena formación de una persona.

Acompañar el gesto con una sonrisa, con una cara bien agradable. No se debe mirar hacia abajo, hay que mirar a los ojos de la persona a la que se saluda.